19/11/08

EXPOSICIÓN EN ZARAGOZA

Si alguien me pregunta cuando empecé a pintar, me quedaré un momento en blanco sin saber que decir. Fluirán los recuerdos en mi memoria y, seguidamente diré: desde bien pequeña jugaba con los colores, sacaba la tinta de los bolígrafos y pintorrojeaba todo lo que veía. Mis padres me apoyaron, entre risas y alguna riña en todos los proyectos que me metía.

Mi primera colaboración con Carlos Azagra fue un concurso de carteles de la fiesta mayor de Santa Coloma de Gramenet. Lo pinté con lo único que tenía a mano: unos lápices de colores. Nos fuimos de vacaciones y al volver nos enteramos que habíamos ganado el primer premio. Tuvo mucho éxito, pues la gente los arrancaba de las calles con cuidado para llevárselo a casa.


A partir de aquí vinieron más colaboraciones a diferentes entidades y pueblos. Jornadas de renovación pedagógica, matriculación y agendas escolares en Coloma de Gramenet con el trinomio Azagra, Peponio, Revuelta, se sucedieron por algunos años.

Un día, después de pintar un cartel de Pedro Pico y Pico Vena me llamó Gin (director del Jueves en aquella época). Me propuso colorear unas historias de Tabaré. Me quedé blanca y le dije lo típico en mi, me daba vergüenza porque no sabría hacerlo. Le añadí que no podía plasmar la noche. Él, apostó por mi, me animó y me orientó como debía colorear la noche y me dijo que tenía pensado encargarme más cosas.
Entre Gin y yo se estableció una relación especial. Un día me enseñó un libro a color suyo y yo, desde mi corto entendimiento le dije que los colores estaban movidos y no me gustaba el resultado. Pensé en un momento que me miraría mal, pero cual fue mi sorpresa que me dio la razón en contra de todo lo que opinaba el equipo, la edición se fue a la basura y volvieron a hacer una edición nueva y de la calidad esperada.

Me vino el encargo de pintar las historias de la puta mili de Ivà. No me lo podía creer. Yo no tenía ni idea de colores de trajes ni de galones. Y además, con el fuerte carácter de Ivà y su personalidad,


no sabía si podría alcanzar lo que él quería. Era curioso pues cuando empecé a pintar sus historias, cuanto más metía la pata más le gustaba. Así que di rienda suelta a mis colores y salió lo que salió.

Coloreé también algunas historietas de Maki Navaja, el último choriso del creador Ivà, con las que disfruté mucho.

Coloreé ilustraciones de asociaciones de vecinos y ateneos, sobretodo de Nou Barris y una variada lista de calendarios, marca dores de libros, CDs, tiras, murales y posters del dibujante y guionista Carlos Azagra.

Una anécdota que recuerdo con gran cariño eran las historietas de películas del momento que editaba la revista El jueves. Recuerdo “el día de la bestia”, “pánico en el túnel” y “airbag”. No había visto esas películas y tenían que ser fieles al color. Así que Carlos me explicaba como eran las escenas y yo las interpretaba a mi manera. Me quedé asombrada cuando al verlas, pude comprobar que los colores eran similares.

Rai Ferrer me propuso colorear dos aucas, una de Durruti y otra de Blas Infante. Y como siempre, me empapé de escrito y dibujo para dar el color que yo creía más idóneo. Gustó el resultado.

La última gran colaboración que he hecho ha sido “El Richal, soltero y metalero” del dibujante y guionista Xcar. Conocí, gracias a él numerosos grupos de música que ahora me encantan. Me dio libertad absoluta para colorear, y me metí de lleno en sus historias y a carcajada limpia dejaba fluir mi imaginación. Tanto me metía en sus historias que un día me bebí un trago del agua de enjuagar pinceles pensando que era cerveza. En otra ocasión, pensando que no la había pintado, coloreé una página que ya había hecho. Y cual fue mi sorpresa que los fondos y las figuras las había pintado igual que la anterior. Tenía metida tan dentro de mi la historia del Richal que las escenas las veía de una forma determinada y no de otra.

Y para acabar por hoy, como me llama Pum (escritora), la mujer de los colores, intento seguir escribiendo un poquito de color con el pincel de mis sentimientos.

9 comentarios:

Winchester dijo...

buah... si supieras lo importante de tu papel en todas esas viñetas!!! Fíjate que una de las preguntas que me hacía cuando de pequeña leía tebeos era si la misma persona que dibujaba era la que coloreaba... Pa que veas..
Besos, artistaza... Que sepas que desde que sé lo que tú coloreas, me gusta más ver según qué cómics...

Cybernapya dijo...

Muy de acuerdo con Winchis...
Besos

XCAR Malavida dijo...

¡Ya tienes la charla preparada! ¿Ves qué fácil?

REVUELTA dijo...

Winchester, hace mogollón de años hizo Carlos un cartel de la muestra de comics en Córdoba que coloreé y al que le tengo un cariño especial, porque aparecen personajes de dibujantes que ya nos están y porque fueron unos días inolvidables.
Bezitoz guapa

REVUELTA dijo...

Cybernapya, tengo pendiente colorear el dibujo de pepe napia, pero quiero encontrar un rato de estar tranquila y con buena música de fondo. Estos días han sido difíciles porque estamos liados en la escuela. Nos quieren poner 4 aulas más de niños entre parvulos de tres años y 6º. Nos las impondrán en Enero y la mayor parte serán niños de origen chino sin ningun conocimiento de lengua occidental.
Un beso

REVUELTA dijo...

Xcar, tenía previsto otro texto para el blog, pero al engancharlo me equivoqué y puse este. El que aparece lo hice para mandártelo, pero Carlos ya había hecho otro. Pero bueno, aunque aparezca extenso me alegra que lo hayas leido.
Un beso
P.D: cuando tenga que hablar me quedaré muda, jejeeee. Recuerda: tu a mi lado ¿eh?

Pumpy dijo...

No estés nerviosa guapa, que lo vas a hacer genial. Además, en el momento que empieces se te pasará la vergüenza y los nervios desaparecerán. Además, yo estaré por allí para animarte y si hace falta subo contigo.

¿Escritora? Es una palabra muy grande.

Un besazo.

Evita la del pelo rosa dijo...

Jo Encarna, eres toda una colorista de la pista!!
Y yo que hasta Tomelloso pensaba que tanto Carlos como el Maikel y los demas se pintaban las cosas ellos solitos! La colorista de las sombras! Miro todo el curro que has hecho (casi ni me hace falta, tengo tus colores adentro de la retina de tantos años) y alucino, de verdad, me encanta!! Me quedé encantada con tu blog, ya os lo dije, y pensé que era una pena que no salieran en creditos de las cosas en las que has colaborao, que le hagan un homenaje a esta mujer ya, diooos!! Y mira tu por donde lo siguiente que leo es que sí, que homenaje (te lo tienes mas que ganao) y una charla que como dicen ahi arriba la tienes ya más que ventilá y seguro que a la gente les encanta que les cuentes cositas... Me encantaría estar, pero como lo veo mal no puedo mas que mandarte besos para los dos (ese Carlos) y un abrazote grande para ti, que te lo mereces un monton!

REVUELTA dijo...

Evita, la culpa de meterme en este lio de la exposición la tiene Xcar y los malavida. En verdad les doy las gracias porque sin ellos hubiera sido impensable hacer algo así. Es muy hermoso que detrás de alguien importante que domina el guión, la línea y el color, haya una persona, en este caso yo, que ponga un granito de arena en su producción. Sin su confianza yo no sería nada.
Ya te contaré si en la charla me he quedado muda.
Un beso