19/9/10

JOSÉ ANTONIO LABORDETA

Era primavera del 80 cuando lo conocí. Su voz impregnaba todo el Pueblo Español de Barcelona. La piel se me erizaba al oírlo. Me acerqué con Carlos, que entonces éramos “amigos”, al escenario y me lo presentó. Le pedí un autógrafo y me lo escribió en la libreta que siempre llevo encima. Desde el primer momento me emocionó conocerlo e intercambiar unas palabras, bueno, mejor dicho, solo hablaba él porque yo estaba boquiabierta.
Esa noche con esa voz, con el entorno, con el ambiente lleno de gente y acompañada de alguien muy especial, marcaron mi vida.
Tiempo después vino a presentar un libro de su hermano Miguel, estuvimos charlando largo rato y nos consolamos con palabras de que ambos habíamos perdido un hermano.
Cuando nos veíamos había una alegría especial.
Pero la última vez que lo ví lo recuerdo como si fuera ayer. Actuó en una placita de Barcelona. Nos pusimos al pie de la escalera del escenario. Él, cuando nos vio lanzó una sonrisa especial. Me quedo con ese momento que fue inolvidable.
Fue un hombre culto y humano, que supo decir a los políticos en pocas palabras todo lo que pensamos las personas anónimas, sin voz en los medios de comunicación, las que sufrimos en silencio día a día las leyes que nos imponen.
Se ha marchado un hombre pero queda su palabra.

4 comentarios:

PaNDoRa dijo...

Lo siento, Encarna. Porque veo que para ti la pérdida no es la del personaje público sino también la de alguien a nivel personal.

Haces bien en quedarte con esa sonrisa en el recuerdo.

Un besote, guapa.

REVUELTA dijo...

Pandora, creo que todos hemos perdido un poco. Pero nos quedan sus libros y sus canciones y el recuerdo.Eso siempre estará ahí.
Bezitoz

Tenblog dijo...

hemos perdido a alguien que de verdad creía en otro mundo y realmente honesto.
Hemos perdido un gran capital humano...
Es una pena...ojalá sus semillas den fruto...ojalá todos fuéramos "un poquito" Labordeta

REVUELTA dijo...

Tenblog, hay personas que nunca morirán y él es uno de ellos.
Bezitoz