13/11/11

CIERRA LOS OJOS Y PIDE UN DESEO

Necesito refrescar mis ideas y sentir que estoy viva.
El mar se va llevando ilusiones y deseos cuando miro hacia el horizonte. Las olas, jugando, me devuelven  una caricia helada que me hace despertar. Después me persiguen y con su suavidad me consiguen conquistar y me pierdo entre su lenguaje.
Y es que todos necesitamos que algo o alguien esté a nuestro lado, detrás nuestro, cerca de nosotros,  protegiéndonos y mimándonos. Si eso no sucediera, nuestra vida sería un timo, una falsa ilusión de un tiempo y un momento que se esfumó en el olvido.
¡Un brindis por el aquí y el ahora!